Un joven hacker australiano de 16 años se ha vuelto el centro de atención por  ser  acusado de hackear un servidor de la compañía apple. Robando 90GB de archivos “seguros” de el. No se ha liberado por lo pronto mas información acerca de este caso; Ya que el presunto joven esta relacionado con un grupo de hackers. Debido ha esto no se puede revelar mas información por el momento. Ya que el joven puede correr peligro y  no solo su persona si no también su familia.

apple-lock

La sentencia del joven hacker  se conocerá en septiembre.

De acuerdo a lo poco que se ha revelado a la luz sacar se ha podido saber que este joven pudo entrar a los servidores de la empresa por medio del desarrollo de puertas traseras. Estas le brindaban libre acceso a uno de los servidores de Apple. Este mismo estuvo trabajando en el acceso alrededor de un año; Debido ha esto el joven no solo descargo contenido “seguro” si no ademas de numerosas “llaves de autorización” ;Estas son capaces de permitirnos conocer las credenciales de inicio de sesión de algunos usuarios de Apple.

Debido ha este acceso ha sido posible que Apple detectara la violación de su seguridad; A pesar de que le joven contaba con varios métodos para no ser detectado (túneles computarizados, VPNs) .

Apple denuncio este hecho al FBI quien comenzó una búsqueda del presunto ciberdelincuente, Esta búsqueda los llevo a algunas IPs en Melbourne ubicada en Australia; Haciendo que estas autoridades se comunicaran con la policía federal de Australia para informarles del caso. Apple les proporciono los números de serie de 2 computadoras Macbook que fueron usadas para entrar sin autorización en los servidores de dicha empresa; Que conjunto a las direcciones IP pudieron encontrar la direccion de la casa.

Se realizo una orden de cateo en dicha vivienda y se localizaron e incautaron 2 dispositivos portátiles con los mismos números de serie que se encontraban en los registros de Apple; También se incauto un dispositivo celular junto con un disco duro que en su interior albergaba una carpeta con los archivos de Apple junto con los de otras empresas que también fueron afectadas por el joven. El pequeño hacker se declaro culpable ante las acusaciones y su sentencia sera revelada el mes de septiembre.