Es interesante siempre saber que es lo que funciona y lo que no funciona en tu sitio web, hay diferentes formas de poder saber este tipo de información, por ejemplo, con analíticas, pero es también muy interesante y saber cuales son las interacciones y movimientos que los usuarios hacen, que es lo que realmente les interesa, intenta con heatmaps.

 

Un heatmap es:

La representación gráfica de las zonas donde los usuarios de un sitio web tienen mayor interacción representado con diferentes colores y basado comúnmente en un software de trackeo que monitoriza los movimientos del mouse dentro del mismo sitio.

 

Los colores de los heatmaps son por así decirlo universales. Estos colores son:

 

Rojo

Indica las zonas con mayor interacción dentro del sitio

 

Amarillo o verde

Zonas con interacción pero en menor medida

 

Azul

Zonas con poca interacción

 

El uso de los heatmaps puede ser de mucha ayuda si lo sabemos utilizar a nuestro favor. Usando las zonas con mayor afluencia podemos crear rediseños para enfocar nuestro sitio a ciertas prácticas como destacar información o vender espacios publicitarios.

 

Dentro de los heatmaps hay un término llamado el “triangulo dorado” del cual básicamente se enfocan los buscadores. Este triangulo es el que se forma por las áreas que tienen prominencia al hacer una búsqueda; este triangulo lo podemos ver perfectamente representado en Google por ejemplo, donde tienen los anuncios destacados por adwords. Los heatmaps como lo comentamos también pueden ser una herramienta de cambio y mejora. De cambio orientando el sitio web dependiendo de lo que los mismos usuarios hagan en el sitio. La mejora viene en la parte de marketing.

 

Si estas interesado en hacer tu sitio web más redituable, ya sea en pageviews, visitas o incluso publicidad, intenta los heatmaps.